El Ayuntamiento de Los Alcázares ha decidido cancelar la celebración de las Escuelas de Verano que tradicionalmente se desarrollan en los meses de julio y agosto, debido a la situación generada por la crisis sanitaria de la COVID-19 y a la necesidad de respetar el distanciamiento social y evitar concentraciones de escolares. Además, hasta la fecha, no existen protocolos de actuación en actividades dentro de los centros educativos, que permitan garantizar la seguridad de los niños y los profesionales que los han de atender.

A pesar de ser un servicio necesario para ofrecer una posible conciliación de la vida familiar y laboral de los progenitores, el Ayuntamiento ha creído necesaria tomar esta decisión para garantizar la salud de los más pequeños y evitar posibles contagios. “Hemos analizado el actual escenario, con los colegios cerrados, y desde la Consejería de Educación solo se ha comunicado de forma fehaciente la apertura de los Centros Educativos para los alumnos de 2º de Bachillerato del 10 al 22 de junio para repasar contenidos de cara a la celebración de la EBAU, y con medidas restrictivas que obligan al distanciamiento social, por lo tanto con estas condiciones, se considera que es inviable la celebración de las escuelas de verano”, explican desde la concejalía de Educación de Los Alcázares.

Además hay que tener en cuenta, que el municipio de Los Alcázares, en ésta época estival cuadriplica su población, lo que provoca que sea aún más complicado mantener las medidas de seguridad.

Cerradas hasta septiembre

En este mismo sentido, las Escuelas Infantiles Municipales permanecerán cerradas hasta el mes de septiembre, siguiendo las directrices de la Consejería de Educación, que hizo público hace unas semanas que sus escuelas infantiles no abrirían hasta el próximo curso escolar después del verano.

Las condiciones sanitarias no aconsejan abrir estos centros porque es prácticamente imposible garantizar que los menores de 3 años mantendrán la distancia de seguridad que recomienda Sanidad.